De política, tetas y otros "demonios"...

La modelo Julia Orayen llamó la atención como edecán en el debate entre aspirantes presidenciales de México.

Hipólito Mejía no se inhibió aquí frente a Carolyn Aquino.
Como se sabe el primer debate entre los candidatos a la presidencia de Mexico causó polémica por la presencia de una sexy edecán que se robó la atención del público. 
Se trata de Julia Orayen y su función fue la de aparecer ante las cámaras para entregar los papeles con los turnos de la intervención de los aspirantes presidenciales.
La modelo que ya había posado para la revista Playboy  fue contratada por el Instituto Federal Electoral de México (IFE).
Un chusco comentó que si eso acontece en un debate presidencial en República Dominicana, de seguro la gente del PRD hubiese culpado a la Junta Central Electoral (JCE) de querer crearle una distracción a su candidato Hipólito Mejía y dejarlo mal parado frente a su contendor del PLD, Danilo Medina.
Es conocido por todos que Mejía ha acusado a la JCE de estar supuestamente parcializada a favor del partido de gobierno en el presente torneo electoral criollo.
Que es seguro que si le ponen una modelo como la mexicana Julia Orayen a repartir los turnos en ese posible debate, él (Hipólito Mejía) que hace un par de meses no puso contenerse frente a las tetas de la presentadora Carolyn Aquino (observen la foto de la izquierda) endosaría a sus contrarios el "malévolo plan"  de sacarlo de concentración tras descubrirse su aparente debilidad con la mujer voluptuosa.
Sí, porque al final podrán ser líderes políticos de posiciones insobornables pero también son seres humanos sometidos a las tentaciones como muchos.

0 comentarios: